30 jul. 2011

Paul

Una película nuevamente protagonizada por Simon Pegg y Nick Frost no podía perdérmela. Este duo cómico inglés siempre ha sabido como hacerme reír, y aunque sé que será difícil superar a Zombies Party, también sé que toda película en la que ellos salen me gusta.

Aunque en este caso la temática freak escogida sea una de las que más lejos me quedan, la ciencia ficción y el mundo de los extraterrestres, realmente Paul, el extraterrestre protagonista de esta película, se hace querer enseguida e invita al espectador a una aventura que le llevará a conocer los misterios del Area 51 y de la supuesta presencia de extraterrestres en territorio estadounidense.

Dos amigos, muy frikis, ingleses, han llegado a San Diego ilusionadísimos para asistir a la Comic-Con. Después deciden alquilar una caravana y recorrer la ruta extraterrestre y en su camino se cruzan con Paul, que... pasaba por allí. Paul les pide ayuda para regresar a su planeta, por fin, después de haber estado sesenta años por La Tierra y los dos amigos deciden ponerse en marcha arriesgando así sus vidas para lograr el objetivo de Paul.

Típico producto veraniego que solo busca entretener (y recaudar), aunque intentando tener un toque "original". Un homenaje continuo al género de ciencia-ficción cargado de detalles que no pasarán desapercibidos para los más fans de películas como E.T, Alien, La Guerra de Las Galaxias...

Sinceramente, para estar dirigida por el mismo hombre que rodó Supersalidos o Adventureland y escrita por dos tipos como Pegg y Frost, me esperaba algo más desternillante y remarcable que lo que al final ha acabado siendo esta película. Paul es, simplemente, una comedia más, aunque logra crear un personaje que enseguida nos toca el corazoncito con su buen amor y su chulería.

Acción, peleas, risas, homenajes... correcto entretenimiento que va un pelín más allá de la típica comedia americana pero que tampoco se separa tanto de ella. Por cierto: en cuanto me enteré de que Santi Millán se encargaría de ponerle la voz al alien decidí verla en VOS, a lo mejor en la versión doblada pierde gracia, como suele pasar. Le pongo un copón de película porque me ha parecido correcta, sin más, para una tarde aburrida de verano.

3 comentarios:

  1. A mi me gustó mucho, aunque no sea una maravilla ni una película a tener en cuenta en el futuro.
    No es que sea especialmente graciosa (o al menos no tiene el tipo de humor que me hace gracia), pero me sentí bastante identificado con ambos protagonistas jaja quizá por eso empaticé con el cojunto.

    ResponderEliminar