8 dic. 2011

Lemonade Mouth

Espero y me alegro de que nadie haya oído hablar jamás de esta película, al igual que yo hasta hace una semana. Os contaré un secreto, queridos lectores. A mí me pones un peliculón de estos de cagarse la pata abajo, una película que acumula miles de Oscars y buenas críticas, una película que todo el mundo ha visto y admira, una película que se estudia en las universidades e incluso en los institutos, y yo os digo "ay, qué pereza", pero me ponéis una mierda pinchada en un palo y oye, que me llama la curiosidad. Vamos, que me gusta a mí un ojete film.

Por eso un día estaba yo corrigiendo críticas en Filmaffinity y vi una de esta película, escrita por una persona con muy pocos conocimientos y muy poco sentido común y con un poster de Justin Bieber, seguramente, colgado en la pared de su cuarto, que hablaba de esta película como una de las últimas mejores películas de Disney para Disney Channel. Eso me sorprendió, no sabría bien deciros por qué, pero me llamó la atención y me hizo informarme sobre esta película. Mi sorpresa fue a más cuando vi que la película estaba incluida en el género musical (que me gustan a mí unas canciones que te interrumpen la trama de la película) y dije: "venga, con dos cojones, me la veo".

Y me la vi. Enterita. Y eso que a los diez minutos ya me di cuenta de que era una basura bastante hermosa y olorosa. La película va sobre un grupo de chicos que coinciden una tarde en la sala de castigo del instituto y deciden montar un grupo de música. Hacen unos cuantos conciertos en el insti y luego lo petan y se van de gira por EEUU teniendo millones de fans y siendo los más adorados. Os acabo de hacer un spoiler como un piano, pero como estoy segura de que nadie va a ver esta película, o, si la ve, me dará la razón en que la película es tan sumamente predecible que no importa el spoiler, pues me da exactamente igual haberos arruinado la gracia de esta película.


Me da no sé qué decir que es una mala película porque está como sobreentendido. Lo normal es que si te pones a ver una película de Disney Channel te lleves estos disgustos, pero es que no me ha valido la película ni para echarme unas risas (cosa que sí me sirvió la de Hannah Montana). Solo he sacado de esta película un bonito peinado que me gustaría hacerme algún día. ¡¡Qué horror de película, señor!!

Me surge una gran duda al ponerme a pensar en todas las películas que Disney ha hecho para televisión: ¿Por qué las películas de Disney que fueron al cine tienen unos guiones cojonudos y las que se hacen para la tele están escritas por un mono con sombrero? ¡No me cabe en la cabeza! Comprendo que una película para la tele tenga menos presupuesto, ¿pero por qué reducir a cero el presupuesto para guionistas? Es que, de verdad de la buena, esta es la película más simplona y tontaca que he visto en mucho tiempo. Repito: peor que la película de Hannah Montana, aunque claro, esa película sí fue al cine, así que tendría un guionista, al menos, medio bueno.

Total, que una basurilla. Mi recomendación es que no la veáis porque no merece la pena por ningún lado. No vale ni para reírse de ella, aunque, las cosas como son, a mí no se me hizo larga, la verdad. La horita y media que dura se me pasó entretenidamente y aunque me daban ganas de quitarla en ningún momento lo hice, así que oye, algo me picaría, aunque no sé muy bien el qué. Le doy, por supuesto, un ojete de dromedario.

4 comentarios:

  1. Yo no puedo con estas pelis de la Disney actuales, tan políticamente correctas y sosas y asexuadas que hacen ahora. Más después de crecer con maravillas como

    http://elcinefagodelalagunanegra.blogspot.com/2010/05/una-pandilla-alucinante-monster-squad.html

    con sus niños fumadores y malhablados. Sin olvidar musicales como Grease que giraban en torno al sexo, no como estos de ahora disneynianos donde los protas ni se besan.

    ResponderEliminar
  2. Yo soy masoquista y también me castigo viendo películas así. Esta no me sonaba, pero tengo descargada la peli de Los magos de Waverly Place, me vi la de Hannah Montana, una de High School Musical, las de Camp Rock... al final seré adicta a Disney Channel.

    ResponderEliminar
  3. Solo ojete de dromedario???? Pues sí que te ha gustado el peinado, sí.

    ResponderEliminar
  4. Jajajajajaja, me encantan tus análisis de pelis de este tipo. Por lo que veo en tus críticas de vez en cuando te ves alguna que otra, se nota que te llaman la atención, jeje. Yo para eso no tengo cuajo, en cuanto algo huele a Disney prefiero apartarme

    ResponderEliminar