22 dic. 2011

El Golpe

Lo malo de que alguien te diga que una película es tremendamente buena es que tú siempre te la vas a esperar más buena de lo que es. Esto es lo que me ha pasado a mí, más o menos, con El Golpe. Desde que estudié el máster de guión no he parado de oír maravillas sobre esta película y eso ha hecho que cuando, ya por fin, me he puesto a verla, me esperase algo fuera de serie. Y hombre, la verdad es que la película tiene su mérito, y me ha gustado, pero yo creí que esto iba a ser gloria bendita.

El Golpe es una película sobre un golpe, como su propio nombre indica. Pero no un golpe de zas! en toda la boca, sino un golpe de pilluelos que quieren dineros. El protagonista es un hombrecillo que se dedica a la estafa y un día le roba unos cuantos dólares a quien no debe, y aunque él consigue escapar, a su jefe lo dejan moñeco y él tiene que huir a Chicago para salvar su pellejo. Allí conoce a otro timador que no se le queda a la zaga y juntos deciden urdir un plan para vengarse de los que le hicieron eso a su amigo y quedarse con una buena millonada.

Creo que el fallo de esta película he sido yo. Sí, porque la película me parece correctísima. El fallo es que yo he visto esta película treinta años después, cuando ya se ha dicho de todo sobre ella. Si la hubiera visto sin saber nada sobre ella me habría sorprendido muchísimo y me habría encantado, pero después de tanto estudiarla, de tanto hablar de ella y de tanto leer sobre ella, la sorpresa, sí, bueno, te la llevas, pero ya no es para tanto. Por eso cuando me gusta mucho una película prefiero saber de ella lo menos posible. Vamos, para que os hagáis una idea, es como si ahora una persona que lleva diez años escuchando chistes sobre El Sexto Sentido se decide a ver la película. Pues seguro que la disfrutará, pero ya no es lo mismo.

Viendo esta película, y viendo muchas otras grandes películas de la época, una pregunta se me viene a la cabeza: ¿Por qué me cuesta tanto apreciar el cine estadounidense de la década de los setenta? Me ha pasado con un montón de películas, que las veo y digo, pues sí, pues están bien, pero no me vuelven loca. Hay películas que me vuelven loca de prácticamente todas las décadas, pero todavía no soy capaz de apreciar las de los setenta y me da rabia.


Porque algo dentro de mí me dice que El Golpe es una película magnífica, y sus ingredientes para serlo los tiene, porque tiene un gran reparto, un guión genial, una buena dirección, una buena fotografía, dirección artística, la mítica banda sonora... todo, pero a mí, aunque me ha gustado, no me ha despertado ninguna locura cinematográfica, y eso me da rabia.

Creo que esta película ganaría con un segundo visionado. Dejaría de estar tan pendiente de esa enorme sorpresa final y me fijaría en otras cosas que seguro hacen de esta una enorme película, así que dejaré pasar unos meses y volveré a verla para ver si mi opinión mejora, y si no, pues nada, que tampoco pasa nada porque a una persona le guste más una película que otra.

Eso sí, me alegro de haberla visto por fin, porque realmente me ha parecido una película entretenida. Sin ser para nada el tipo de cine que yo suelo ver, la película no se me ha hecho larga y ha sabido engancharme y tenerme en tensión. Además de que es una película por la que no pasan los años. Su argumento, aunque asentado hace ya casi un siglo, sigue siendo aceptado y comprendido hoy en día por tratar sobre uno de los pilares básicos del ser humano: el deseo de la dulce venganza, el gusto por el dinero y el gusanillo de la tensión del juego. La película sabe mantener tanto su ritmo como la tensión del espectador, que no sabe, y nunca mejor dicho, por dónde le van a venir los tiros.

Personalmente, ha habido un momento en la película en el que incluso yo me he sentido perdida. Y creo que eso es mérito de un gran guión que está constantemente jugando con todos sus elementos, no solo con los personajes, sino también con el espectador.

Aunque de primeras me ha gustado bastante, espero que con el paso del tiempo pueda apreciarla mejor porque creo que tras esa primera capa de entretenimiento de El Golpe se esconden grandes lecciones sobre cine y me gustaría poder llegar a ellas. Por ahora le doy un copón de película, pero prometo volver a verla y quizás mi opinión cambie.

4 comentarios:

  1. A mí me pasó lo mismo. Me gustó pero me quedé bastante igual.

    Eso sí, has de pensar que las películas nos gustan no porque objetivamente sean buenas sino por cómo nos resuenan por dentro, y eso depende, claro, de las experiencias, gustos y vivencias de cada uno. Una cosa son las pelis buenas y malas, otra cosa las pelis que nos gustan y las que no. Por eso no te agobies si el ver la película no te ha provocado un orgasmo, no es fallo tuyo ni de la película.

    Por último, a pesar de que esta ni fu ni fa, a mí el cine americano y en general de los setenta me apasiona. Yo diría que el 70% de las pelis de mi blog son de los 70. A lo mejor me equivoco, claro. Claro que depende de que películas veas. Pero cualquiera setentera que tenga en mi blog es buena de verdad. O no, pero a mí me gusta.

    ResponderEliminar
  2. Cuando lees un libro de Ciencia Ficción (un ejemplo) escrito en los años 60, claramente esta fuera de onda, sobre todo cuando la trama se situa en el año 1990-2000. Pero para leer correctamente un libro de estas caracteristicas hay que imbuirse en la epoca de la trama. Una vez situado en ella da igual que los avances técnicos sean reales desde hace 30 años, resumiendo, cacharros del pasado...

    Con una Película es igual. Un ejemplo son las películas en las que los dinosaurios cantan a plastilina o los asteroides de la guerra de las galaxias, que fueron echos con patatas. Simplemente hay que dejarse llevar y disfrutar de ella, no hay que centrarse en su epoca, efectos, etc, tan solo hay que disfrutarla o al menos intentarlo. Y si la disfrutas es una buena película.

    Hay gente que al ver una película tan solo busca fallos en el argumento, fallos de decorado, efectos, vestuario, etc, mal echo, como espectador solo tiene que preocuparse de disfrutarla, otro tema es visualizarla una segunda vez estudiando bien a fondo todos los detalles, pero eso ya es otra historia xD

    ResponderEliminar
  3. Una gran película, con una mítica pareja (Newman-Redford) en estado de gracia y una banda sonora que se te queda para siempre en la mente. Yo conozco gente a la que no le gusta precisamente por eso que comentas de la fama que tiene, que esperan algo más. A mi eso me pasa con Audrey Hepburn, a la que no acabo de ver la gracia.

    De los 70 tienes un buen puñado de títulos memorables: "French connection", los dos primeros Padrinos, "Taxi driver", "Tiburón", "Encuentros en la tercera fase", "Star wars", "Superman", "Apocalypse now", "La conversación", "Marathon man", "El exorcista" y un largo etcétera, sólo en cine americano. Es mi década favorita.

    ResponderEliminar