8 jun. 2012

Downton Abbey (1º temporada)

¡Todo el mundo hablaba de Downton Abbey como la pera repera! ¡Qué pedazo de serie!, me decían, ¡Qué bonito todo!. Y yo, claro, caí enseguida, porque yo con estas cosas de "tienes que ver esto que está muy bien" pico siempre, y al final, aunque al principio me resistí un poquito, terminé viéndola.

Como pasa siempre en estos casos, cuando muchas personas te ponen una serie, o una película, o un libro, o lo que sea, por las nubes, esta termina decepcionándote, porque la idea que te habías hecho tú suele superar al original. Y eso es ni más ni menos lo que me ha pasado a mí con Downton Abbey, que me esperaba la serie más enrevesada de la historia y al final ha sido, en ese aspecto, bastante flojita.

Realmente, ¿de qué va la primera temporada de Downton Abbey? De muchas cosas, creo yo, pero de ninguna  realmente. Cada capítulo tenía una serie de tramas autoconclusivas en su mayoría sin mucha relevancia, y contadas de un modo bastante telenovelesco. Y si aceptamos como trama horizontal de la serie el hecho de que la hija mayor de la familia de ricachones tiene que encontrar marido pues una tampoco se lleva demasiadas sorpresas.


Si me paro a recordar, porque la serie la empecé hace ya bastante tiempo, creo que el primer capítulo sí llegó a llamarme la atención, quizás por tanto poderío. Y es que realmente pienso que Downton Abbey es como una cascada de chocolate en una pastelería: asombra a primera vista pero termina aburriendo. La trama avanza muy despacio y al final, pa' ná, porque termina la temporada y sigue todo parecido. Lo único que ha pasado ha   sido el tiempo.

La verdad es que esta serie no ha conseguido engancharme, y eso que algunos de sus personajes enseguida me cayeron en gracia, pero sigo diciendo que son tan "tontas" las cosas que les pasan que llega un momento que me dan todos igual. Me gustaría saber qué fue lo que les gustó a todas aquellas personas que ponen a esta serie por las nubes.

También es verdad que me han dicho que en la segunda temporada mejora, y a mí que me hace falta bien poco para picarme... pues sí, veré la segunda temporada, pero vamos, que con esta primera solo puedo hablar de decepción. Sinceramente, me ha parecido una serie para niñas del Opus Dei, y no por los valores que defiende, que tengo presente que la serie recrea una época donde esas ideas eran actuales, sino por lo edulcorada que está. Demasiado inglesa para mí, quizás. Por lo tanto, esta primera temporada se queda en el ojete de monico.

2 comentarios:

  1. Yo la vi cuando la dieron por la teleuve y no me generó más que bostezos.

    ResponderEliminar
  2. El caso es que a mí también me la recomendaron barbaridades, y mi novio (que se lo creyó todo), la compró en BluRay. Tengo la sospecha de que me pasará como a ti. :S

    ResponderEliminar