30 jun. 2011

Un cuento chino

No sé si os conté que hace como un mes, iba yo en el metro feliz de la vida y me encontré a Ricardo Darín. Fue maravillo. Es un actor al que admiro muchísimo y me encantó intercambiar unas palabras con él. Me dijo que estaba promocionando su nueva película, Un cuento chino, y yo me lo tomé como una señal del destino. En otras circustancias yo creo que no me hubiera acercado al cine a ver esta película, pero ya que el mismo Darín me había hablado de ella, no podía dejarla pasar.

Como supongo que a lo mejor alguno de vosotros ni siquiera sabíais que esta película existía, os voy a contar un poco de qué va. El protagonista, Roberto, interpretado por Darín, es un hombre cuarentañero que lleva una vida muy monótona: regenta un negocio familiar y está forever alone, además de un poco amargadete. Pero tiene un hobby, y es que se dedica a coleccionar noticias extrañas de los periodicos, de estas que parecen increíbles. Fíjate qué diversión. Un día ve cómo un taxista se aprovecha de un chino que no sabe hablar español y decide ayudarle, pero es que ni se entienden ni nada. Roberto, que es un hombre con corazón y le da no sé qué dejarlo abandonado, termina metiéndolo en casa y le comunica, como buenamente puede, que le ofrece su techo durante una semana para que se busque la vida. Y ya está. Luego pasan otras cosas, pero no os lo voy a contar yo todo, que si no, le quito la poca emoción que tiene la película.

La película es demasiado cotidiana, aunque tiene un puntito muy bueno, y es que parece que no está contando nada extraordinario cuando realmente sí lo está haciendo. También tiene un tono irónico muy divertido, y algunas situaciones muy entrañables. Juega mucho con la casualidad, cosa que en el cine suele fastidiar, pero es que realmente aquí ese "destino" juega un papel muy importante. Asistimos a la narración de una vida que parece no tener nada de particular pero que, cuando cobra sentido, nos parece una historia de cuento.

Es una historia muy agradable, la película se deja ver, pero tampoco es nada del otro mundo. Merece la pena, como siempre, por la genial interpretación de Ricardo Darín, pero creo que es una película demasiado costumbrista para mi gusto. Pero muy natural y muy bonita. Por eso he querido reconocer sus méritos y darle un copón de película, que creo que merece. A mí consiguió emocionarme, y eso que estamos hablando de una película en la que un chino sufre, y a mí los chinos no me han dado pena ni compasión nunca, pero salí del cine con lágrimas en los ojos. Aunque también es verdad que últimamente estoy muy sensiblera yo. Os la recomiendo si realmente os gusta Darín, o películas como Amelie, si no, probablemente os resulte un coñazo.

28 jun. 2011

Insidious

Hoy tenemos en OjeteFilms una película con polémica. Porque parece que esta película no ha tenido término medio, ya que a todo el que le he preguntado por ella o me ha dicho "está muy bien" o me ha dicho "es una mierda". A mí estas películas tan extremistas siempre me han dado mucha curiosidad, por eso quería verla para opinar por mí misma. Por eso y porque es de terror, que el terror es uno de mis géneros favoritos. Además, de esta película voy a guardar un recuerdo especial, porque ha sido la primera que he podido ver el los cines Kinépolis de Madrid. Que por cierto, ¡manencantao los cines!

Insidious ha tenido una campaña publicitaria muy buena. Eso ha hecho que mucha gente haya acudido a las salas de cine, que al fin y al cabo es a los que les importa a los del money, pero también ha hecho que mucha gente fuera al cine esperándose el recopetín y luego se haya encontrado una película bastante normalita. Afortunodamente yo ya no me fío de nadie en temas cinéfilos y siempre voy al cine con la mente muy despejada de comentarios, buenos o malos. Y no, Insidious no es el recopetín, no, pero como película de terror contemporánea, la verdad es que tiene su punto.

Para empezar, es un poquito más original. Que eso en terror ya es decir mucho. Parece que va de muchas cosas, que toca muchos palos típicos del terror, pero luego va de otra cosa totalmente diferente. Parece que va de casas encantadas, parece que va de niños poseídos, de fantasmas malignos y luego no va de nada de eso aunque realmente sí tiene un poco que ver con todo. Insidious está dejándote siempre un regustillo de "esto no es nada nuevo" pero a la vez te sorprende. O, al menos a mí, sí me sorprendió.

Aunque lo que más me sorprendió es la habilidad del creador para entremezclar un terror "moderno" con el más clásico, plagado de monstruos y demonios, además de su estética y su banda sonora, a veces realmente molesta pero otras veces perfecta.

Otro punto a favor de esta película es que no necesita de giros inesperados ni de finales incomprensibles para poder explicarse a sí misma. El espectador sale de la película habiendo entendido todo el argumento y también su final. Y esa es otra, su final... ese final como queriendo augurar una segunda parte es lo que menos me ha gustado. No me gusta que se hagan películas de terror pensando ya en una saga, la verdad.

Vamos, que a mí Insidious me ha parecido una película bastante correcta, con la que disfruté un montón en el cine. Si sois amantes del cine de sustos, os gustará, y si sois amantes del terror más clásico, también la disfrutaréis. Para mí, un copón de película, mu rico.

25 jun. 2011

Buffy Cazavampiros (1º Temporada)

Buffy Cazavampiros es una serie que he conocido de toda la vida. La han puesto mil veces por la tele y he tenido amigos que la han seguido, pero nunca me la tomé en serio hasta que, el año pasado, en el máster de guión que cursé, se habló de ella con buenos adjetivos. Yo pensaba que era una soberana estupidez, las cosas como son, pero desde hace como año y medio eran muchas las personas que me hablaban bien de ella, y como me apetecía coger una serie que me entretuviera y no me hiciera poner mucho de mi parte para disfrutarla, al final, me decidí a empezarla.

Ya me habían avisado, también, de que la primera temporada era bastante cutrecilla. Y hombre, la verdad es que tenían razón. Si me ha gustado esta primera temporada es por el aroma rancio y noventero que destila, más que por la originalidad de sus capítulos o por el hilo argumental. No obstante, ha cumplido su objetivo, y es que me ha servido para estar entretenida, así que, por ahora, voy a seguir con ella y pronto empezaré la segunda temporada.

Supongo que a estas alturas de la vida no habrá nadie por aquí que no sepa de qué serie estoy hablando, por eso no me he parado a resumir brevemente de qué va. No obstante, si alguno aún tiene la duda, el título de la serie es bastante descriptivo: Buffy es una adolescente que llega a una nueva ciudad y tiene que aprender a llevar su vida de chica de insti junto con su lado cazavampiros para librarnos a todos del mal, amén.

Por ahora, lo que es la base de esta serie, o sea, una joven que tiene que enfrentarse al mal con ayuda de sus amigos, todavía no ha conseguido volverme loca, pero tengo la esperanza de que en futuras temporadas conseguirá engancharme. Eso sí, también es cierto que ha habido capítulos en esta primera temporada que le quitan a una las ganas de vivir. Yo he intentando ver esta primera temporada con un poco de perspectiva, siendo consciente del año en que se hizo y de los miedos que está reflejando, pero aún así algunas cosas cantan más que Ortega Cano en una boda cuando respiraba sin ayuda de una máquina.

En cuanto a los personajes, que ya han quedado de sobra definidos en estos primeros capítulos, ya tengo un favorito. Llegué a la serie sin saber prácticamente nada de la misma, pero sabía que Alyson Hannigan trabajaba en ella (interpreta a Willow). Y a esta chica, no sé por qué, siempre le he tenido un cariño especial, así que desde el minuto uno se convirtió en mi favorita. Por otro lado, ansiosa estoy de que empiece a salir Seth Green, que es otro actor que desde pequeña he tenido mucha estima.

Total, que seguiré con la segunda temporada esperando que la cosa mejore un poco, porque por ahora, he de ser justa y coherente, y no puedo darle más de un ojete de monico.

22 jun. 2011

Atrápame si puedes

No recuerdo quién me habló de esta película pero sé que alguien me la recomendó no hace mucho tiempo. Aunque sí sigo la trayectoria profesional de DiCaprio, porque lo considero un gran actor, la verdad es que Atrápame si puedes había pasado totalmente desapercibida para mí, y eso que el director, Steven Spilberg, también tiene relevancia suficiente como para que yo solita hubiera dado con ella. Pero no fue así. Durante este año que he pasado en Madird alguien me habló muy bien de ella, y yo, que aunque no lo parezca, escucho vuestras recomendaciones cinematográficas (aunque alrededor del ochenta porciento de esas recomendaciones me las pase por el forris), la incluí en mi lista de "Películas que quiero ver".

El viernes pasado decidí pasar la noche en casa. Había salido a tomar algo pero estaba de vuelta pronto, y le pregunté a un twittero qué película podía ver de una selección de cinco títulos que yo había hecho. La película elegida fue esta y yo, enseguida, me puse a verla. No esperaba gran cosa de ella, solamente pasar un rato entretenido, y quizás por eso la película me ha sorprendido tanto.

Atrápame si puedes es la historia de un joven, al que da vida Leonardo DiCaprio, que tiene que aprender demasiado pronto la importancia del dinero y decide reaccionar ante la situación que está viviendo su familia yéndose de casa y dedicándose a estafar y a adoptar diferentes personalidades. Pronto el FBI se pone tras su pista y así entra en el juego Tom Hanks, un actor al que yo no le tengo mucha estima, aunque reconozco sus mértios. Tal y como propone el título, la película va sobre cómo el protagonsita se va escapando de las manos del FBI para seguir engañando y estafando por todo el mundo.

Una película realmente interesante, no solo por la historia que cuenta, que ya de por sí lo es (basada en hechos reales, por cierto) sino por lo bien contada que está. Una de las cosas que más me ha gustado de esta película es su guión, pero no solo eso, porque realmente es una película tan perfecta que nada sobresale, todo es correcto. Cabe destacar la banda sonora, que además de estar compuesta por temazos le da un toque muy chic a toda la película. Por cierto, que casi se me olvida. Aunque los protagonistas son DiCaprio y Hanks, que forman un gran duo muy cómplice en esta película, el papel de los secundarios es casi mejor, destacando a uno de mis actores favoritos, Christopher Walken, que interpreta al padre del protagonsita.

Totalmente recomendable. Es imposible que haya alguien a quien no le guste esta pelíclua. Puede no maravillaros, pero está claro que, como puro entretenimiento, es de lo mejor. Un super copón de película para ella.

20 jun. 2011

Santa Sangre

Hacía ya varios años que sabía de esta película gracias a unos amigos que me la habían recomendado. Hubo un momento en el que estuve realmente interesada en verla pero al final no lo hice, y me alegro, porque sé que he elegido un buen momento para verla por primera vez. Hace unos años no habría sabido apreciar esta película como se merece.

Santa Sangre no es una película diferente... es una película especial. Alejandro Jodorowsky es el director de esta película, y con eso ya se dice bastante. Por si alguno no sabe quién es este buen señor, podría resumirse su amplia trayectoria diciendo que Jodorowsky es un hombre que ha tocado muchos palos (cine, teatro, novela, poesía, ensayo) y es el creador de la psicomagia, una técnica de curación que mezcla ritos chamánicos con técnicas psicológicas y artísticas. Muy raro todo, sí, pero también interesante.

Y si él es raruno de por sí, sus obras no podían ser menos. Con esta película yo me acercaba por primera vez, y con un poco de miedo, la verdad, a la creación del famosísimo autor, y la verdad es que quedé bastante satisfecha, así que, señor Jodorowsky, no me devuelva mi dinero.

Santa Sangre es una película sobre la locura de un joven que tuvo que sufrir mucho en su infancia, porque al pobre le tocó ver cosas muy horribles. Su padre era un señor lanzacuchillos de un circo y su madre estaba loca del coño y veneraba a una santa sin brazos en su propia secta, llamada Santa Sangre. Desde muy pequeño el protagonista aprendió a vivir rodeado de bizarradas y eso le llevó a que, con treinta años, haya acabado comiendo pescado crudo.

En esta película lo real se mezcla constantemente con lo imaginario, pero con lo imaginario producto de la mente de un loco. A veces tienes que pararte a pensar si lo que estás viendo es verdad o no, y lo peor (y mejor) de todo es que lo supuestamente real es lo más freak.

Por supuesto, la película no me ha dejado indiferente. Es más fácil repudiarla que alabarla, pero como a mí lo inmundo y lo depravado me ha gustado de toda la vida, más aún si envuelve una historia de un asesino en serie, no puedo por menos que adorarla. No os la voy a recomendar porque es una película difícil de ver, no apta para la mayoría de la gente que ve cine, pero me gustaría, al menos, que la tuviérais en cuenta. Un enorme copón de película, ideal para inaugurar una nueva etapa en Ojete Films.

19 jun. 2011

Bienvenidos a la 4º temporada de OjeteFilms

Sean bienvenidos a la cuarta temporada de este, vuestro blog. Para los que sois más nuevos os diré que, de vez, en cuando, cada tres o cuatro meses, me gusta hacer un descansito de tanto cine, generalmente para darle un buen empujón a algunas series, y aunque este descanso no ha estado tan aprovechado como me hubiera gustado, la verdad es que me ha venido bien.

Al inaugurar temporada estrenamos también Top10, esa lista de películas que está en la columna de la derecha, donde voy ordenando, según mi parecer, de más a menos, los diez títulos de películas que más me han gustado en esa temporada, para que cuando entréis aquí buscando una recomendación lo tengáis más fácil visitando directamente esa lista. También, los títulos de las películas que han quedado en el número uno del ranking de cada temporada quedarán ahí expuestos por los siglos de los siglos, para que vayáis sabiendo, más o menos, qué películas son mis favoritas.

Como este verano va a ser bastante tranquilo, seguro que tendré tiempo de comentar con vosotros un montón de películas. Además, se esperan estrenos interesantes como la entrega final de Harry Potter (esperadísima por mí, ya que soy una gran fan de la saga) o ¡la película de Phineas y Ferb! Aunque, sin duda alguna, para mí la más esperada es La piel que habito, la última película de Almodóvar.

Bienvenidos nuevamente a Ojete Films. Muchas gracias a todos los que me leéis con asiduidad y sobre todo a los que acompañáis mis comentarios con los vuestros. ¡Espero que esta nueva temporada sea de vuestro agrado!

17 jun. 2011

Norman Bates y la chica que no se quería quedar muerta

Antes nunca habían hecho esto, pensó Norman Bates mientras observaba a la única cliente que había tenido esa noche, que en ese momento estaba envuelta en la cortina de la ducha de la habitación 1 retorciéndose en el suelo, y que se suponía que estaba muerta.

Los muertos no se retuercen, Norman, le dijo Madre. Y tenía razón, por supuesto. Madre siempre tenía razón.

Aquella noche había empezado como cualquier otra noche en el motel Bates. Norman había cenado, recogido, limpiado y se había sentado en su butaca favorita en la oficina del motel, lejos de Madre, a leer un libro sobre los mayas. Sobre como los mayas hacían sacrificios humanos. Les arrancaban el corazón y los pobres bastardos lo consideraban un honor. Pues menudo honor.

El libro era bastante bueno, pensó Norman. No tenía ni idea de su rigurosidad histórica ni le interesaba, lo que le interesaba era que su autor había llenado el texto de gráficas descripciones de los sacrificios. Norman no tenía ningún problema en imaginar el cuchillo del sacerdote abriendo el pecho del sacrificado. Luego, el sacerdote metiendo la mano en el pecho de su víctima, cogiendo el corazón con sus manos, la sangre fluyendo a borbotones…

Norman dejó de leer, le había parecido oír a su madre. Sería típico de ella, venir a molestarlo justo cuando se encontraba en lo mejor del sacrificio.

Lectura, era eso lo querías decir ¿verdad? No “en lo mejor del sacrificio”, en lo mejor de la lectura.

Sí, claro. Por supuesto, eso era lo que quería decir. Es que Madre me ha distraído.

Fue entonces que oyó un coche entrar en el recinto del motel. Eran casi las once de la noche, sólo un tipo de cliente llegaba a esa hora: el que se había perdido. Norman dejó el libro a un lado y se puso tras el mostrador con la actitud cortés y profesional que había caracterizado siempre al motel Bates. La puerta se abrió y entró la única cliente de la noche. Norman la estudió atentamente: bajita, pelirroja y con una buena dela… dela… figura. Los trámites transcurrieron con la rapidez cansada habitual en la gente que llegaba al motel perdida y sólo quería un lugar en el que dormir, un lugar en el que recuperar fuerzas para afrontar el día siguiente y enmendar todos los errores que habían cometido. Con un desvaído gracias, la chica se fue a su habitación. La número 1.

Norman contó mentalmente hasta 60 y luego fue a mirar al agujero que se ocultaba tras un cuadro paisajístico que había pintado Madre antes de enfermar. El agujero le daba una buena vista de la habitación 1, especialmente de la ocupante de esa habitación. Mientras la chica se desnudaba y se preparaba para ducharse, Norman notó cierto aleteo en… en… sus partes. Y entonces se había aliviado, lo cual era sucio, en eso Madre tenía razón, pero tampoco estaba del todo mal. No, no lo estaba. Y luego se había dormido. Hasta que Madre lo despertó, cubierta de sangre que no era suya, sangre de la pobre chica que había girado a la derecha cuando debería haber ido a la izquierda. Y él había hecho todo lo que cualquier otro buen hijo habría hecho. Y ahora esto.

Todo había transcurrido como siempre hasta que, a las dos de la madrugada, el cuerpo se había empezado a mover. A retorcerse. ¿Podría ser que Madre no la hubiese matado? Al fin y al cabo, él no era médico ni nada, podría haberse equivocado.

Oh, no. Madre las mata bien muertas. Siempre.

Cuando me pongo a hacer algo, soy bastante concienzuda, Norman, ya lo sabes. Aquí está pasando algo extraño. Algo que no es natural.

No sin cierta aprensión, Norman desenvolvió el cuerpo de la chica de un tirón, provocando que el cuerpo saliera rodando. Se fijó en como sus… sus bultos cochinos se movían mientras rodaba por el suelo, lo que volvió a despertar en él cierta excitación. Madre le reprendió por ello: este no es el momento para eso. No, por supuesto que no.

La chica se levantó torpemente. La cabeza ligeramente inclinada a la derecha, la mirada vacía y ausente, la boca abierta. Estiró los brazos y empezó a avanzar torpemente hacia él, que no sabía que hacer, cómo reaccionar. Finalmente, Madre le gritó: ¡Aléjate de esa perdida! Norman salió de la habitación corriendo. Cerró la puerta tras él y se quedó escuchando como la chica que tenía que estar muerta daba golpes contra la puerta, como un perro que no puede esperar más para salir a pasear. No es que él hubiera tenido nunca un perro, un perrito para jugar. Madre no se lo permitió nunca, ni siquiera ahora que era mayor y podía ocuparse perfectamente de un perro. Si cuidaba del motel, igualmente podía cuidar un perrito que le hiciera compañía…

¡Norman! No es el momento de pensar en perritos. Ya tienes una perra de la que preocuparte ahora.

Pero, Madre, ¿qué puedo hacer yo?

Tendrás que matarla. Otra vez.

Pero, pero, pero… ¿Cómo voy a matarla yo? ¡Yo soy incapaz de matar a nadie!

Claro, claro. Eres incapaz de matar a nadie. Pero ponerle veneno al té de tu madre, eso ya es otra cosa, ¿eh?

Venga, Madre. Ya te pedí perdón por aquello. ¿Hasta cuando me lo vas a tener en cuenta?

Ahora da igual. Pero será mejor que se te ocurra rápido.

A Norman sólo se le ocurrió una cosa: seguir el procedimiento habitual. Volvió a entrar en la habitación.

Mientras hacía cola en el almacén para pagar una cortina de ducha nueva, pensaba en la noche anterior. Había sido complicado atrapar a la chica y meterla en el maletero del coche con el que había venido, pero lo había conseguido. El resto fue rutina: hundir el coche en el pantano tras el motel. Aunque esta vez con la novedad de escuchar los ruidos que hacía la chica en el maletero. Golpeando y golpeando, hasta que el coche se hundió. Supuso que seguiría golpeando en el fondo del pantano, aunque no pudiera oírlo. Por un momento pensó que pasaría si alguien descubría el coche allí hundido. Los coches allí hundidos. ¡Menuda sorpresa se llevaría al abrir el maletero de aquel coche! Y tampoco estaría mal que algún día alguien lo descubriera. A lo mejor así se podría librar de Madre, y vivir solo. Solo y libre para hacer lo que quisiese. Como comprarse un perrito.

Finalmente le llegó el turno para pagar.

-Caramba, Norman. Realmente gastas un montón en cortinas de ducha –Le dijo la señora Leigh, la oronda dependienta.

-¿Sí? No me había dado cuenta –dijo Norman Bates.


Por Raul Calvo

16 jun. 2011

2º EDICIÓN DEL OJETE CONCURSO

¡Ya tenemos un ganador! Aunque ha sido una decisión difícil, puesto que me he llevado una sorpresa con vuestros relatos, al final me he dejado conquistar, nuevamente, por el encanto de Norman Bates y he decidido darle el premio de este 2º OjeteConcurso a Raul Calvo, un gran amigo de este blog y un gran cinéfilo.

Por la tarde colgaré su relato para que todos podáis leerlo y para que veáis que no hay tongo, que realmente es un relato de calidad. En cuanto a Raul, tengo que pedirle un pequeño favor: en cuanto el DVD llegue a tu casa, tienes que mandarme una fotito con él.

15 jun. 2011

5º Aniversario The Rocky Horror Picture Show (Madrid)

Una de mis películas favoritas de toda la vida es The Rocky Horror Picture Show. Recuerdo perfectamente lo que me hizo sentir la primera vez que la vi, y es que esta película no solo es un gran musical (porque no podéis negarme que tiene temazos) sino que también es una maravillosa historia de la que todos deberíamos aprender.

Por si alguno no sabe qué coño es esta película, corred a vuestra página de descargas más cercana (o si sois como debéis de ser, bajaros a alquilar una copia o compraos el dvd o lo que sea) y vedla cuanto antes. Pero si ya la habéis visto, a lo mejor lo que no sabéis es que en EEUU era típico representar la película mientras se proyectaba, y que el público se pusiera en pie en los números musicales y que se toqueteara en la escena de la piscina. Por suerte o por desgracia eso también llegó a España, y desde hace cinco años se viene representando en Madrid. Afortunadamente este año tuve la oportunidad de asistir al 5º aniversario de la primera represenación en la sala Ya'sta de Madrid, ¡y me lo pasé como una enana!

Os dejo unas cuantas fotos en las que podréis admirar cómo se lo montaban los actores para hacérnoslo pasar genial. Yo me reí mucho aunque salí menos toqueteada de lo que esperaba, pero la verdad es que fue una experiencia inolvidable. Ya sé que la calidad de las fotos es bastante regulera, pero bueno, esa noche, lo cutre, era bello.


11 jun. 2011

Por hablar de todo un poco

Mientras hacemos tiempo para cerrar el OjeteConcurso, como estoy de vacaciones de blog y no pienso hablar de ninguna película porque si de algo me sirven a mí estos descansitos es para darle un empujón a las series que veo, y, sinceramente, en toda esta última semana solo he visto una peli, vamos a hablar de otras cosas del mundo del cine. Por cierto, la peli que vi ayer, estupenda, ya la comentaré por aquí en cuanto cerremos el concurso, porque vamos, me encantó.

Hoy os voy a hablar de mis actores favoritos, ya ves tú que chorrada. ¿Actores solo, actrices no? Pues sí, solo actores. Porque resulta que a mí me ocurre una cosa muy rara, que no sé si le pasará al resto del mundo también, y es que actores me gustan muchísimos, pero actrices solo un par. Las mujeres me llaman menos la atención.

Mi actor favorito de toda la vida de Dios había sido Johnny Depp. Yo, desde bien chiquitica era muy fan de Tim Burton, y como él sale en muchas de sus películas, pues le cogí gustico enseguida. La verdad es que me parece un gran actor, cuando quiere, porque de un tiempo a esta parte se ha vuelto un poco rarito... yo creo que desde que hizo Charlie y la fábrica de chocolate ya solo se interpreta a sí mismo, o "al loco de Johnny Depp", por eso hace ya unos años lo sustituí por Christian Bale, mi actual actor favorito. Este sí que sí, este lo tiene todo. Porque me parece un actor increíble, capaz de moldear su cuerpo y su personalidad en cada película que hace, y además, está to' bueno.

Descubrí a Christian Bale en American Psycho, y yo creo que es que no hay mejor película para descubrirle, porque, sinceramente, hace un papelazo, y encima luce cuerpo, y yo no puedo pedir más. Es verdad que ahora es un actor que se ha puesto un poco más "de moda" y hace más cine y menos papeles "especiales", pero él está estupendo haga lo que haga. Por ejemplo, en El Luchador, papel por el que se ha llevado varios premios, está increíble.

Si me conocéis un poco, sabréis que lo mío es la comedia. Me encanta verla, escribirla e incluso hacerla, aunque se me da peor, y por eso valoro muchísimo a los actores cómicos. Por ejemplo, hasta hace poquito mi actor español favorito era Javier Cámara, porque me parecía un tío superespontáneo y un gran cómico. A nivel internacional, después de muchos años de infancia y adolescencia idolatrando a Jim Carrey, le sucedió en el trono Steve Carell, protagonista de The Office, serie en la que brilla por encima de todos los demás (y eso que el reparto es COJONUDO). Lo malo de Carell es que en el cine no lo acabo de ver. Sus papeles cómicos en películas son demasiado tontos, me parece a mí, pero como Michael Scott, no tiene precio.

Ahora que ya no idolatro a Javier Cámara, no por ningún motivo en especial, sino porque creo que ahora mismo hay un actor mejor aún en España, mi actor español favorito, que ya lo he anunciado por aquí, es Raul Arévalo. Me parece impresionante. Admiro muchísimo su trabajo porque es capaz de hacerte reir hasta cuando está serio, pero sobre todo, porque transmite muchísimo y es capaz de emocionarme siempre. Sus personajes nunca pasan desapercibidos, todos me han tocado el corazoncito. Creo que es un chico con un talento terrible y le auguro un futuro sensacional. Los cinéfilos lo llaman el Sean Penn español, por su parecido físico con el actor, pero para mí es el Robert de Niro, porque estoy segura de que llegará tan lejos como él. Si, TAN lejos. Y hablando de actores españoles, otros que me tienen conquistados son "los muchachos": Ernesto Sevilla, Joaquín Reyes, Carlos Areces, Raul Cimas... no están en mi top3, pero creo que también son grandes, sobre todo Carlos Areces.

¿Y actores de estos... "típicos" no me gusta ninguno? Pues claro. Por ejemplo, me encanta Brad Pitt, y Leonardo DiCaprio. Cuando era joven me gustaban por guapos, pero ahora que ya no solo miro eso (porque eso nunca dejaré de mirarlo) los veo como unos tíos acojonantes. Más, incluso, Brad Pitt que DiCaprio. Ya me llevaba yo un tiempo oliendo que Pitt era grande, pero desde Malditos Bastardos tiene todo mi reconocimiento. Otro que me encanta, aunque ya no me parece tan excelente actor, es Bruce Willis. Nunca me importa ver una película suya porque, no sé si será porque ya le tengo cariño o porque el tío realmente hace muy bien de tipo duro con dramas internos, me parece un actor muy correcto. No me puedo olvidar de otro grande, muy grande, Jack Nicholson, un actor jodidamente alucinante, un loco de la interpretación. ¡Y Al Pacino! ¿Qué me decís de Al Pacino? Jamás olvidaré su mirada en El Padrino II. Espeluznante.

Por último, también me gustaría recordar a algunos de los que ya murieron. Que ya no podrán sorprenderme con nuevas interpretaciones pero en su momento lo hicieron realmente bien. De los muertos, mi favorito, sin ninguna duda, es Jack Lemmon. Me parece un tipo superentrañable, capaz de expresar en su mirada la mayor de las tragedias y también la mayor de las sonrisas. Heath Ledger, muerto también, aunque más recientemente, también era un gran actor, y afortunadamente tuvo tiempo para demostrarlo.

Evidentemente, quedarán muchos nombres en el tintero. Son todos los que están, por supuesto, pero la lista podría seguir llenándose indefinidamente. ¿Y los vuestros, cuáles son vuestros actores favoritos?

7 jun. 2011

2º EDICIÓN DEL OJETECONCURSO

Creí que el test que os había puesto era demasiado fácil, pero he visto por ahí mucha respuesta raruna. No obstante, tres de vosotros habéis conseguido clasificaros. Los afortunados (afortunadísimos) son:

Raul Calvo
David García
Alberto FF

Para vosotros tres el concurso sigue, y ahora viene la mejor parte. Para saber quién se alzará con el Dvd gratis (os recuerdo, el que vosotros elijáis, siempre que su valor en dvdgo no supere los 17 euros) necesitais pasar la última prueba. Para ello, debéis enviarme a mi mail indsle@yahoo.es un correo con lo siguiente:

La segunda prueba consiste en inventarse una aventurilla, a modo de spin off, con un personaje cinematográfico o de una serie. Eso sí, para que yo le encuentre "la gracia" el personaje tendrá que haber salido en alguna de las películas o series que han sido comentadas aquí durante toda la vida de OjeteFilms. La aventurilla tiene que tener un título, y ocupará un mínimo de 10 líneas (en word) y un máximo de dos páginas. Podéis hacer lo que queráis y como queráis. Ganará el que me parezca más original o me haya hecho más gracia, que ya sabéis que a mí el cachondeo me va mucho.

La fecha límite de entrega será el martes día 14 de Junio, y el ganador se dará a conocer el jueves 16 y su relato será colgado en mi blog para disfrute de todos. ¡Mucha suerte!

5 jun. 2011

Historias para no dormir: El Televisor

Aunque ahora mismo nos encontremos en tierra de nadie (siempre que hago un concurso aprovecho para "descansar" de tanta crítica, y, sobre todo, para darle un empujón a las series y dejar de ver películas por una semanita), el otro día me animé a ver uno de los capítulos más famosos de la mítica serie Historias para no dormir, y he decidido interrumpir un poquito el OjeteConcurso (que por cierto, aún podéis participar) para hablar un poquito de este capítulo que tanto me ha llamado la atención.

Historias para no dormir fue un programa de televisión creado por Narciso Ibáñez Serrador, que se emitío durante muchísimos años en televisión española, siendo su primera emisión en 1966. Aunque era una serie, no era como las series de ahora. Lo único que sus "capítulos" tenían en común es que eran historias de terror, pero ni tenían los mismos personajes, ni las historias tenían continuidad y ni siquiera duraban lo mismo. Fue una auténtica revolución, pues el terror en la televisión de España era prácticamente inexistente. El impacto de esos programas fue tal que el propio Chicho asegura que una pareja andaluza murió viendo uno de los capítulos de esta serie.

Yo no he visto la serie completa, pero he visto alguno de sus episodios. Hace unos días me recomendaban que le echase un vistazo a el capítulo titulado El Televisor, y la verdad es que merece la pena. El Televisor nos presenta a Enrique, un padre de familia español que vive para trabajar porque no quiere que a su familia le falte de nada. Lleva muchos años queriendo comprarse un televisor, pero siempre había otras prioridades en la casa y no ha podido comprárselo. Por fin un día reune el dinero necesario (por cierto, es curioso que el protagonista sea un banquero y de su boca salga la siguiente frase: "no pidas créditos para pagar algo, ahorra y cuando tengas el dinero, cómpralo") y se compra un televisor. Su vida cambia por completo desde ese momento, ya que queda maravillado por el mundo que la televisión le está mostrando, y comienza a descuidar su trabajo, su familia...

Parece mentira que ya a mediados de los años 70 un hombre fuera capaz de reflexionar sobre los peligros de la televisión, sobre como un aparato es capaz de hacer que nos olvidemos de nuestra vida real (aplicable hoy a Internet, por ejemplo) y de como una persona culta, trabajadora, responsable, educada, inteligente, puede acabar diciendo "ya no sé pensar, es la tele quien piensa por mí".

Evidentemente este no es un terror de asesinos ni de sustos, sino una terrorífica reflexión sobre la sociedad, contada de una manera realmente magistral. Por eso he querido interrumpir mi descanso, y antes de arrancar con la cuarta temporada del blog, recomendaros que le echéis un vistazo a este episodio.

¡¡Participad en el OjeteConcurso, malditos!!

2 jun. 2011

2º EDICIÓN DEL OJETECONCURSO

¡Hola queridos! Os doy la bienvenida a un nuevo concurso en Ojete Films. Como la última vez, el premio de este concurso consistirá en un Dvd que no supere los 17 euros en DVDgo. Igual que en la última edición del Ojeteconcurso premié a aquellas personas que solían comentar en mi blog, pues al fin y al cabo si este blog sigue vivo es gracias a vuestros comentarios, esta vez quiero premiar a mis seguidores. Hace poco sobrepasé la barrera de los 100 y he pensado que una manera de agradeceros que sigáis este blog sería haciendo un concurso solo para vosotros. Es decir, en este concurso solo podrán participar aquellas personas que sean seguidores de Ojete Films, esos que le dieron a “seguir” en la columnita de la derecha.

Como siempre, este concurso consta de tres fases. La primera fase es un test cinéfilo. Como aquí se habla de cine, considero importante tener una serie de conocimientos básicos. Las preguntas son facilitas, tanto, que será necesario acertar todas ellas para pasar a la siguiente ronda. La siguiente ronda será creativa. Seguro que vosotros habréis soñado mil veces con hacer vuestra propia película… pues… más o menos por ahí van los tiros, pero todavía no os diré nada.

Para participar en el concurso tenéis que enviarme un mail a indsle@yahoo.es con vuestro nombre real, el nombre con el cual me seguís en este blog (para que yo os identifique) y las respuestas al siguiente test, que en esta ocasión va sobre títulos de películas. ¡Mucha suerte!

  1. ¿Qué o quién da título a la película Misery, de Rob Reiner?
  2. ¿Quién es Rebeca? (Hitchcock, 1940)
  3. ¿Qué ocurre La noche de Halloween? (John Carpenter, 1978)
  4. ¿Qué fue de Baby Jane?
  5. ¿Qué tiene de curioso el caso de Benjamin Button?
  6. ¿Cómo se es John Malchovich?
  7. ¿Qué es la pantera rosa?
  8. ¿Quién está atrapado en el tiempo?
  9. ¿Por qué tiene Hedwig una “angry inch”?
  10. ¿Quién busca un arca perdida?
  11. ¿Quién tiene pesadillas en Elm Street? (Wes Craven, 1984)
  12. ¿Qué dos actores estuvieron Cara a Cara?
  13. ¿En qué consiste El Show de Truman?

Aquí os dejo una foto de Alberto, el ganador del primer OjeteConcurso, posando con el Dvd que él eligió, Metrópolis. Muy clásico, el chico.

Piratas del Caribe 4: En Mareas Misteriosas

Me da una pereza terrible hablar de esta película. Prefiero contarios historias de mi infancia como aquella vez que me abrí la cabeza con una bici (sí, con una bici, no con la bici, es decir, yo no estaba montada en ninguna bici ni nadie la conducía, la bici estaba ahí, quietecica) o cuando le rompí un plato en la cabeza a una niña porque hablaba en valenciano y yo aludía "que esa niña no hablaba bien".

Cuando salió la primera parte de Piratas del Caribe yo fui una de aquellos que cayeron rendidos a los encantos de Jack Sparrow, Will Turner y Elizabeth Swann, pero esta saga ha degenerado tanto que ya ni hay Elizabeth, ni Will y Jack Sparrow da repeluco. Por eso me da pereza escribir sobre ella y decir lo que ya un montón de gente habrá dicho: que es una película innecesaria, con intereses puramente comerciales, que ya no es fiel al espíritu de la saga y que la trama da bastante pena.

Pero claro, si este blog se llama OjeteFilms, y este es un ojete como Dios manda, yo tengo el deber de comentarlo con todos vosotros para quitaros las ganas de ver semejante tontá. Así que como no me apetece hablar de la película, hablaré de otras cosas que tengan que ver, como Oscar Jaenada.

Pi, can you see that light there? Is our talent, that is moving away!

Oscar Jaenada es un actor español que sale en Piratas del Caribe 4, como Penélope Cruz, pero menos conocido. Para aquellos que no sean tan cinéfilos como servidora, os daré una pista que os ayudará enseguida a ubicarlo: es el que hizo de Camarón. Ah, y creo que también sale en Piratas, ¿no? La serie esta tan fantástica que acaba de estrenar Telecinco... Se ve que le cogió gustico al mundo bucanero y ahí se quedó. A mí es un actor que me gusta bastante, sobre todo en sus años mozos, que hacía papelazos, y cuando me enteré de que salía en esta cuarta entrega pensé que molaría verle junto a Sparrow, pero vamos, nada que ver. Su papel es absurdo y además le doblan la voz y parece Constantino Romero, así que no tiene ninguna gracia.

La que sí me ha gustado, dentro de lo que cabe, claro, es nuestra Pe, que tiene un papel coprotagonista y está bastante salada, aunque tampoco hace nada especial. Yo es que no soy de esos que odian irracionalmente a Penélope Cruz. Creo que como persona debe de ser algo boba, pero como profesional me parece una mujer muy aprovechable.

Dicen que ya se ha confirmado una quinta parte, ¿no? Seguramente volveré a picar, esperanzada, creyendo que podré encontrarme con algo divertido, y seguramente me aburra como me aburrí viendo esta película, pero bueno, esta es la vida que me ha tocado vivir. Por supuesto, la película es un mega ojete de monico, tan grande que casi parece de dromedario.

1 jun. 2011

Thor

Consternada estoy. No hay cosa que más me fastidie en la vida que pasarme una película entera preguntándome ¿pero esta, de qué me suena? O este, que con los hombres también me pasa. La cosa es que hoy fui a ver Thor, porque aunque había oído que era regulera, yo quería verla, y punto. Y aunque muchos se empeñaron en convencerme de que no lo hiciera, yo nunca digo no a un trabajo de Kenneth Branagh, que es uno de mis directores/actores de referencia. Pues bien, resulta que llego a casa, busco Thor en IMDB y empiezo a ver quienes son los actores, para quitarme la duda que durante más de dos horas me ha comido por dentro. ¡¡Y resulta que una de ellas, la chica guerrera con berruga, es la Jessi de KYLE XY, a la que yo tanto odié, pero es que el otro, y esto sí que es para vomitar y no echar bilis, es Tito Pulo!! Y el que no haya visto Roma ahora estará perdidísimo, no sólo en este artículo, sino también en la vida, porque Roma es una serie maravillosa.

Y después de todo esto, pues venga, hablemos de Thor. No podía yo creerme cómo alguien como Branagh había acabado adaptando un comic al cine. Sentía mucha curiosidad por saber qué podía haberle llevado a encargarse de un proyecto así (además de la millonada, claro) y me gustaría pensar que es porque Thor es un clasicazo. No he leído los comics (no he leído comics, así, en general) y no sé si la adaptación es fiel, si es infiel o si es polígama, pero vamos, lo que sí está claro es que el guión de Thor no podía ser más clásico. Y por lo tanto, claro está, predecible. Esa es la única pena que me ha entrado en el alma mientras veía Thor, que en cuanto me di cuenta de lo que allí pasaba, me di cuenta de que ya me sabía la película. Pero punto por punto. Cosa que me jode, pero bueno, intenté disfrutarla de otro modo.

Lo malo es que tampoco lo conseguí del todo, porque la película tampoco es la joya del cine. Tampoco esperaba encontrarme un peliculón, pero no sé, Branagh siempre me agrada, y aquí me ha dejado ahí... que si sí que si no. No he visto que esta película destaque por nada en concreto, aunque la banda sonora me ha gustado mucho y creo que está muy bien utilizada, pero que no me ha acabado de convencer.

Y luego está la trama, que menuda trama... la verdad es que lo poco que yo sabía de la mitología nórdica es gracias a la película Aladdín y el rey de los ladrones, en una escena en la que el Genio entrevista a los invitados a la boda de Aladdín y aparece Thor y le dice: ¿Y tú quién eres? Y Thor le contesta: Thor. Y el genio le pregunta: ¿Thor, qué? Y Thor le responde: Thor que sí. Chiste que a mí me ha hecho muchísima gracia de toda la vida. Y luego también sé cosas de la mitología nórdica por la película de La Máscara, en la que se vincula a la máscara con Loki. Entonces, podían sorprenderme por cualquier lado, pero nada, tampoco. Resulta que Thor es una película que en España se puede entender muy bien, porque, en su mínima expresión, viene a ser una película sobre las riñas entre hermanicos por la herencia, que eso aquí se estila mucho. Solo que como son hermanicos dioses, pues en vez de por lindes discuten por otras cosas más amplias.

Eso sí, me quedo con la moraleja de la película: no adoptes nunca, y menos si el bebé es de otra raza. Ya sabéis: nada de chinos, que nos comen los chinos. Y bueno, ahora en serio, que Thor no tiene nada de especial, al menos desde el punto de vista de una persona que no idolatra al personaje de los cómics. Yo le he puesto un ojete de monico porque bueno, he pasado un rato entretenido, pero nada más.